Burlesque, fetish y fuego